Noticias

Los niños cantores de la Casa Museo.

12 de febrero de 2013


Como lo diría el filosofo alemán Friedrich Nietzsche, “Sin música la vida sería un error”, y así la música para este grupo de jóvenes usiacureños, es el espacio que da sentido a la creación, la creatividad y la felicidad. Cada tarde se reúnen y comparten la ilusión de una nueva pieza a estudiar, un nuevo ensayo a descubrir y nuevas cosas por aprender.
En esta oportunidad el turno fue para el evento de la inauguración de la Plazoleta contigua a la Casa Museo Julio Flórez, un espacio para demostrar todo lo que han aprendido durante meses de encuentros y prácticas.
Los niños, repiten una y otra vez, sus frases musicales, tratando de memorizar de la mejor manera las canciones. Y es, que este coro es polifónico, es decir que las voces estás divididas por las categorías de soprano, contralto, tenor y bajo y además cada voz lleva su propia melodía, uniendo así las voces y creando un sonido maravilloso que sólo se logra con disciplina y talento.
Y así queda demostrado que Usiacurí es semillero de jóvenes que prometen ser nuevos talentos en nuestro país, con la fortuna de que la Casa Museo Julio Flórez facilita los espacios de aprendizaje musical con los instrumentos y la sede como sitio de encuentro de los jóvenes aprendices de la música.
Y el día llegó, entonaron los himnos y el público asistente se gozó de una presentación impecable y sobretodo el amor que entrega cada integrante en escena, entendiendo que cada uno tiene una misión importante y que con el trabajo en equipo se alcanzan logros que llenan de orgullo a la Casa Museo Julio Flórez y el municipio de Usiacurí.

Comparte esta pagina: Compartir en del.icio.us